Informes de clientes, noticias y comunicados de prensa.

20/07/2015
El Carrito llega en silencio

Las estrechas calles del casco antiguo de las poblaciones del Mediterráneo resultan ideales para hacer turismo e ir de compras: las tiendas de moda se encuentran al lado de boutiques de alta gama y de tiendas de souvenirs. Sin embargo, los arquitectos medievales no tuvieron en cuenta el tráfico de entrega. Azkar DACHSER Group ha puesto en marcha un proyecto piloto en Málaga para la entrega de paquetes mediante vehículos eléctricos.
El-Carrito
Paquetes distribuidos por vehículos eléctricos

Azkar dirige en la Península Ibérica una red de grupaje estrictamente caracterizada por estándares definidos y rutas cronometradas. No obstante, las condiciones de una ciudad costera milenaria como es Málaga son inmunes a los estándares logísticos modernos. “Aquí se necesitan métodos flexibles y no convencionales para poder alcanzar el máximo valor para nuestros clientes en combinación con nuestra red,” explica Juan Quintana, Managing Director Iberia de DACHSER.

El-Carrito-town-center
El vehículo eléctrico puede llegar, de manera flexible, a todas las tiendas del centro de la ciudad.

La bestia de carga moderna se enchufa a la toma de corriente

Después de todo, el 14 por ciento de todas las tiendas de Málaga se ubican en el casco antiguo. Además, existe una gran zona peatonal con restricciones de acceso y periodos de tiempo de reparto establecidos. Esto supone todo un desafío para los comerciantes y para los proveedores de logística, ya que los clientes del casco antiguo esperan estar bien surtidos en todo momento. Por esta razón, el Ayuntamiento de Málaga es el primero de España en adoptar el proyecto de "Distribución ecológica en el centro de la ciudad" que consiste en el transporte de mercancías a los clientes en vehículos eléctricos. “El Carrito”, que puede desplazarse a poco más de 7 km/h a plena carga pero que tiene un radio de giro de tan solo 1,65 m, se mueve silenciosa y ágilmente por las calles del casco antiguo de Málaga al igual que las bestias de carga lo hacían en el pasado. El vehículo, personalizado con los colores de DACHSER, encuentra cobijo por la noche en un garaje subterráneo donde se conecta a un enchufe y se recarga para la siguiente jornada laboral. No obstante, no es necesario hacer esto todos los días, ya que la batería de 48 V proporciona energía a El Carrito durante 72 horas. Un servicio de transporte de corta distancia trae la reposición a primera hora de la mañana desde la sucursal local de Azkar. Desde allí, la mercancía se transfiere al vehículo eléctrico para llevarla al centro de Málaga. Una nave pequeña y segura en la que se puede almacenar la mercancía, un valor que proporciona flexibilidad adicional.

EL-Carrito-electro
Las tiendas del casco antiguo de Málaga se abastecen gracias a la flexibilidad de Azkar.

Un proyecto piloto para necesidades específicas

“Ya ha pasado suficiente tiempo como para observar que “El Carrito” se ha reafirmado por sí mismo,” explica Francisco Utrera, director de la sucursal de Málaga de Azkar DACHSER Group. “Por supuesto que la capacidad de carga es limitada y que necesitamos un servicio de transporte a la oficina de la sucursal. No obstante, al mismo tiempo, podemos llegar de forma flexible a todas las tiendas del centro de la ciudad utilizando un vehículo eléctrico y nuestros clientes de la industria de la moda lo agradecen.”

Además, la publicidad adicional tampoco está mal, este inusual vehículo eléctrico llama la atención de la comunidad de turistas procedentes de todo el mundo: cinco días a la semana, doce horas al día.

Copyright © 2017 DACHSER SE. All rights reserved.
http://www.dachser.com/es/es/El-Carrito-comes-quietly_1097.htm
Track & Trace